domingo, 8 de junio de 2008

VACUNA CONTRA EL VIRUS DEL PAPILOMA HUMANO (VPH)

En septiembre del 2007 España autorizó la comercialización de la vacuna contra el VPH y el próximo septiembre (u octubre como muy tarde) se pretende incluir esta vacuna dentro del calendario de vacunaciones del sistema nacional de salud. Todo un “notición”, pero… ¿sabemos realmente lo que esto supone?

El VPH es un virus de transmisión sexual. El contagio se da por medio de contacto genital.
Para ser exactos cuando hablamos de VPH nos estamos refiriendo a todo un grupo de virus del que se conocen ya más de 100 tipos diferentes de los cuales, aproximadamente 40 se transmiten por vía sexual y entre 10 y 12 son los que pueden causar enfermedades más graves del tipo del cáncer del cuello uterino. Según el tipo de virus, estos pueden causar también condilomatosis (infección en los genitales), verrugas genitales, lesiones precancerosas…

El 8 de junio de 2006 la FDA (Food and Drug Administration) aprobó la vacuna Gardasil. Los ensayos clínicos realizados a mujeres de una edad media de 23 años mostraron protección ante los tipos 16 y 18 (causantes del 70% de los casos de los cánceres de cervix). La vacuna también protege contra los tipos 6 y 11 causantes del 90% de las verrugas genitales.

Aunque esta enfermedad no es, como suele decirse, “de ayer” muy poca gente ha oído hablar de ella y es algo que nos interesa a todos, especialmente a las mujeres. Las razones de que la gente conozcamos esta enfermedad tan poco es que muchas de las personas afectadas no padecen síntomas hasta mucho tiempo después o se curan gracias a su propio sistema inmunológico. Este es uno de los mayores problemas de esta enfermedad, que debido a la ausencia de síntomas inmediatos podemos estar años contagiados antes de enterarnos. Por esto y otras razones es importante hacerse pruebas de Papanicolaou y exámenes pélvicos.

Hay algunas causas que contribuyen a que las posibilidades de contagio aumenten, como por ejemplo el inicio en la actividad sexual a edades tempranas, que uno de los miembros de la pareja haya tenido muchas parejas sexuales…

Centrándonos en el tema de la vacuna pueden surgirnos algunas dudas. Por ello daré alguna información y si os surgen dudas, preguntad.
Deben vacunarse todas las mujeres y niñas cuya edad esté comprendida entre los 10 y los 26 años. Siendo preferible vacunarlas antes de comenzar la actividad sexual. La vacuna no contiene el virus, con lo que NO es posible infectarse con el papiloma A CAUSA DE la vacuna. La vacuna tiene insignificantes efectos secundarios que no se dan en la mayoría de los casos, como por ejemplo un poco de fiebre después de ser administrada, inflamación, irritación y/o enrojecimiento de la zona donde se pone la vacuna. Se pone en el brazo como la mayor parte de inyecciones y se administra en 3 dosis cuya diferencia debe ser entre la primera y la segunda de 2 meses y entre la segunda y la tercera de 6 meses. Debido a la “novedad” de la vacuna es muy difícil determinar el período de efectividad de la vacuna, de hecho no se está seguro sobre si sería conveniente hacer un refuerzo de la vacuna pasados un par de años después de la última dosis. La efectividad de la vacuna es de 95 a 100% contra el VPH de los tipos mencionados anteriormente. Tengo que aclarar que la vacuna no cura ni trata el VPH, con esto quiero decir que a una persona infectada, contra el tipo de virus que padeciera, no le sería útil, pero si la ayudaría a prevenir los otros para los que está indicada la medicación. Por ejemplo, una mujer infectada con el virus tipo 11, la vacuna no le sería efectiva contra este tipo que ya lo padece, pero si contra los otros 3 tipos. También es importante destacar, como último dato, que la administración está cubriéndole coste de la vacuna en la población de mujeres comprendidas entre los 10 y los 14 años, esto quiere decir que las que excedemos esta edad debemos pagar la vacuna (por dosis) si queremos que nos sea administrada. Cada dosis tiene un coste de 104 euros y ya que hablamos de 3 dosis, ¿qué tal esas matemáticas? Sí, el coste ascendería a 312 euros pero creo que merece la pena si con ello podemos evitar un cáncer, ya que cada año se diagnostican en toda Europa más de 60000 nuevos casos de afectadas

Es mucha la información que debemos saber manejar para comprender y entender lo que la comercialización de esta vacuna supone. Espero que os haya servido todo este recopilatorio de información que he hecho en algunos días.

Esperanza Gavira


2 comentarios:

Miguel Ángel Hurtado dijo...

Importantísimo tema en el ue habría que tener en cuenta todas las indicaciones mencionadas contra este virus, pues no hay nada peor que tener una enfermedad y no saberlo, por la ausencia de síntomas.Hay una parte en la que no estoy muy de acuerdo y es en la de aquellas mujeres que no comprendan entre 10 y 14 años deban pagar 104 euros por cada dosis, y aunque es verdad que merece la pena pagar 312 euros por ''combatir'' ese virus, no lo veo del todo justo. Pero bueno hay que mirar el lado positivo de estas investigaciones y es, que una vez más, la ciencia nos sorprende y beneficia. Un saludoo gente!!

Anónimo dijo...

Me parece una noticia muy interesante la de Esperanza. Creo que a todas las mujeres, sobre todos a las de nuestra edad, nos viene bien un poco más de información sobre esto ya que al fin y al cabo como siempre las mujeres somos las que padecemos :S. Lo que no veo bien al igual que Miguel Hurtado esque haya que pagar tanto dinero por cada dosis, porque aunque merezca la pena pienso que también merece la pena ayudar más con este tema, me refiero a nivel económico, si esque este problema es tan habitual, para que ninguna mujer quede en excepción e ella.
Mi pregunta e la siguiente: si en vez de 3 dosis a lo mejor has recibido 2, no tendra el mismo beneficio que cumpliendo las tres vacunas necesarias pero, ¿sirve de algo?



yOlanda Vega

 
Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons